CDIMA graduó a cerca de 150 mujeres aymaras y quechuas de 4 departamentos en Liderazgo y Lucha contra la Violencia
16 junio, 2021
El CDIMA entregó radios ‘cancheras’ a mujeres indígenas de Sapahaqui
26 julio, 2021

Alentados a continuar con sus estudios hasta llegar a la universidad. Así se encuentran la mayoría de los estudiantes de las Escuelas de Formación del Centro de Desarrollo Integral de la Mujer Aymara Amuyta (CDIMA) que se graduaron en diciembre del pasado año.

El CDIMA forma mujeres y jóvenes indígenas de diferentes municipios rurales

 “Al ver mi certificado me emociono y lloro, he logrado conseguir este certificado y quiero seguir estudiando. Poco a poco quiero seguir superándome, sueño con ir a la universidad”, manifestó Bertha Chuyma Churata, una de las mujeres aymaras que se formó en la Escuela de Formación en Tecnologías de la Información y Comunicación (TICs) del CDIMA.

“Nada es imposible, y hay que seguir estudiando. Mis hijos me han animado y he podido recibir este certificado; el haber regresado a estudiar me da más ganas, más ánimo”, dice Bertha.

A duras penas, Bertha logró el bachillerato en un colegio del área rural y gracias a las Escuelas de Formación del CDIMA, la ex concejala del municipio de batallas y actual dirigente de productores artesanales, tuvo la oportunidad de retornar a las aulas para aprender luego de más de 25 años.

Como Bertha, más de un centenar de mujeres y jóvenes aymaras provenientes de diferentes comunidades rurales del departamento de La Paz se graduaron, el pasado año, como Técnicos Básicos en Sistemas Computacionales, Gastronomía Andina y Artesanías y Textiles del CDIMA y ahora se preparan  para continuar sus estudios.

Mujeres indígenas son certificadas a nivel de promotoras calificadas del CDIMA y la USB

La Directora Ejecutiva de esta institución, Alicia Canaviri, destacó la voluntad y compromiso de los estudiantes graduados y los exhortó a continuar sus estudios “Ya han dado un paso muy importante, ahora hay que continuar estudiando, no hay pretexto para dejar de estudiar”, indicó Canaviri.

Según Silveria Pacohuanca, otra graduada, el organizar su tiempo contribuyó a formarse en la Escuela de Formación en TICs del CDIMA. “Trabajo de día y de noche, pero me saqué tiempo para seguir estudiando y quiero seguir. Mi deseo es continuar estudiando”, manifestó.   

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.